maite nicuesa guelbenzu
1,5M

Licenciada y Doctora en Filosofía. Experta en Coaching.

10 signos de inteligencia emocional

La inteligencia emocional es un ingrediente fundamental de la felicidad. ¿Cuáles son los signos que identifican esta competencia?

  1. Comprensión desde la empatía, entendiendo que la empatía no significa ponerte en el lugar del otro de manera literal porque es imposible hacerlo (no puedes transformarte en otra persona). Desde esta perspectiva, entiendas a tus amigos y amigas comprendiendo sus circunstancias.
  2. Escuchar más y juzgar menos. Reforzar más positivamente a los demás y dar menos protagonismo a la queja. En definitiva, sumar reconocimiento a través de las palabras.
  3. Establecer límites que para ti son importantes aunque otras personas puedan no estar de acuerdo con dichos límites.
  4. Tener una visión positiva de ti misma a través de un autoconcepto que integra cualidades valiosas y virtudes. Los defectos también forman parte de este autoconcepto, sin embargo, no tienes una visión reduccionista de tu esencia. Eres consciente de tu potencial.
  5. Escuchas tus emociones y tus pensamientos, sin identificarte de manera absoluta con esta realidad que aunque forma parte de tus circunstancias, trasciende a tu núcleo personal.
  6. Te haces la vida agradable. Por ejemplo, dedicas tiempo a hacer cosas que te gustan. Te gusta compartir momentos con personas especiales para ti.
  7. Buscas el equilibrio entre tu vida personal y tu vida profesional. El trabajo es importante, sin embargo, también lo es el plano personal. Eres capaz de identificar cuándo estás descuidando tus relaciones por centrarte principalmente en tu faceta profesional.
  8. Afianzas hábitos antiestrés en tu rutina cotidiana. No normalizas la experiencia del estrés como una norma constante en tu vida.
  9. Pides ayuda cuando crees que la necesitas. Por ejemplo, desde el punto de vista psicológico, es un síntoma de sabiduría emocional hacer esta petición de ayuda en un periodo de malestar.
  10. Te gusta cultivar la introspección, avanzar en el autoconocimiento, descubrir nuevas características sobre ti y profundizar en tu mundo interno. Encuentras tiempo para compartir contigo, disfrutar del silencio y conocerte mejor. En definitiva, saber quién eres.

Comentarios