bocasnegras
734,9K

Apasionado de la moda y profesional del sector. Desde 2009 he trabajado como editor y estilista para medios especializados. Actualmente trabajo como redactor en el programa de TVE Flash Moda.

Hemos probado: Mascarillas frescas de Lush

La moda de la alimentación sana ha traspasado las fronteras gastro para colarse en la cosmética. Cada vez más firmas de belleza apuestan por el uso de ingredientes naturales y algunas, como Lush incluso han decidido sacar una gama de cosméticos “frescos” hecho a partir de las materias de manera artesanal. ¿Qué aportan estos tratamientos hechos con productos frescos? Mucha más efectividad en las propiedades del cosmético. Los ingredientes frescos de calidad son mucho más nutritivos y reaccionan de una forma mucho más efectiva sobre la piel que las cremas y mascarillas comunes que, aunque duran mucho más, están llenas de conservantes. Los ingredientes en crudo y frescos que aún no se han descompuesto o han envejecido contienen propiedades activas, especialmente las vitaminas, los minerales y las enzimas, que poseen maravillosos beneficios. Los aceites esenciales son además mucho más potentes y efectivos cuando han sido recién exprimidos de la planta o de la flor.

 

Con este concepto Lush lleva años siendo líder en mascarillas frescas. De toda su gama la “Brazened Honey” es mi favorita. Su mezcla de ingredientes la hace única. Por una parte el hinojo fresco, la raíz de jengibre, el perejil y el cilantro se encargan de eliminar toxinas y refrescar la piel (tiene un aroma muy particular que te despierta de inmediato). Además de estos ingredientes combina las propiedades astringentes del limón (perfecto para combatir los excesos de grasa y los poros abiertos) e hidratantes como huevos, aceite de almendra y miel (para aportar un toque final de comodidad y reparación).

 

Sus instrucciones de uso como podéis ver son muy sencillas:

Extender suavemente sobre una cara completamente limpia (evitando el contorno de los ojos) dejar actuar 15 minutos hasta que se seque, y aclarar con abundante agua tibia.

 

Su aplicación es muy agradable y el resultado muy completo, noto la piel hidratada y con mejor tono, pero existe una desventaja grande en este tipo de productos, al estar realizada con productos frescos caduca. De la misma manera que una crema de verduras o una salsa de guacamole pierde el sabor y se estropea con los días, estas mascarillas también caducan en muy poco tiempo. Yo muchas veces la compro con algún amigo para no desperdiciar producto y disfrutar de todas sus propiedades evitando que pase el tiempo. Por supuesto, es imprescindible guardarlas en la nevera.

 

Si quieres estar a la última y formar parte de la mayor red social de moda y belleza, ¡regístrate en Madaísh!

Imágenes Lush

Comentarios