Lifestyle 194

Unicorn Cafe, la cafetería para las amantes de los unicornios

Prepyus
marzo 29 2017

¿Eres adicta a los unicornios? ¿Y a la comida azucarada? ¿Qué me dirías si te dijera que hay un lugar en el mundo que aúna ambos universos? Estarías como en un sueño, ¿verdad? Pero es que realmente existe un lugar así. Se llama Unicorn Café, se encuentra en Bangkok y, desde que entres por su puerta, te vas a ver transportada a un mundo de ensueño lleno de arco iris y algodón de azúcar. Bienvenida al mágico universo de My Little Pony.

Comida, decoración y, por supuesto, dulces a rabiar. Te vas a empalagar sólo de imaginarlo. Porque el Unicorn café viene dispuesto a hacerte creer en el mundo mágico de los unicornios, desde sus paredes hasta su mobiliario o sus propuestas de la carta.

De hecho, si observas bien el interior del local, ya te darás cuenta de que no existe ni una superficie o huequito que no haya sido modificado por la magia de los unicornios. ¡Hasta el techo está dibujado! Y el suelo, por supuesto, se encuentra cubierto por una alfombra que más que alfombra parece un vómito de estrellas. Sin lugar a dudas, una regresión a la infancia, a esos días en los que veíamos dibujos animados y comíamos amplias bolas de algodón dulce. Sólo apto para verdaderos amantes de este universo de ensueño.

Creo que queda claro que te va a resultar imposible no sacarte un selfie -¡o miles!- una vez hayas entrado. Porque el Unicorn Café cuenta también con disfraces para adultos, entre los que podrán escoger los de poni o los de unicornio. ¿La finalidad? Que inundes tus rede sociales de fotos. ¿Qué mejor publicidad que eso, y encima gratis?

¿Y en cuanto a la carta? Podrás encontrar múltiples opciones, todas ellas inspiradas en los unicornios y su universo: crepes de arco iris, tostadas de unicornios, gofres con forma de corazón, sodas de algodón, frambuesas de galaxia, etc. Y tienes que saber que también cuenta con una oferta salada: como los espaguetis de arco iris, los cuernos de unicornio rellenos de tocino y mozzarella o una hamburguesa con cuerno. ¡Hasta tienes patatas fritas con salsa de fresa!

Vale, creo que se me está haciendo la boca agua… ¿y a ti? Mientras tanto -y hasta que vayamos-, te dejo con una mini galería de algunos de los suculentos platos que nos podemos encontrar. ¿Preparada?