Patricia7691

Periodista y locutora. Redactora en Madaísh. “Mi dinero, donde pueda verlo: colgando en mi armario”. Labios rojos. Siempre.

Tattoo liner de Kat Von D ¡a prueba!

El pasado 8 de octubre desembarcaba en España la línea de maquillaje de la famosísima tatuadora Kat Von D. Con ella, vinieron a todos los Sephora de España sus must have entre los que destacan: Everlasting Liquid Lipstick, Shade+Light Contour Face Palette y el eyeliner por excelencia Tattoo Liner Trooper Black.

                                               

¿Cómo resistirse a comprar cualquiera de estos productos y probarlos? Además, dentro de las marcas de belleza de alta gama, este rotuliner tiene un precio asequible. Sino, siempre estarán los días con descuentos en Sephora, único punto de venta de esta línea de maquillaje, para poder hacernos con él.

El eyeliner contiene 0,55 ml, y una textura líquida que seca muy rápido, por lo que hay que darse prisa a la hora de hacer el trazo porque si dejas que se seque e intentas aplicar una segunda capa encima, puedes llevarte la primera por arrastre. Este es el único punto negativo. Una vez seco, se queda fijo y puede durar 8 horas y más perfectamente. También el uso de una prebase ayuda a alargar su duración y fijar mejor el color.

Su punta sintética sin parabenos permite hacer el trazo rápido y con precisión, sobre todo para las que somos un poco torpes, nos ayuda a poder tener nuestro eyeliner perfecto en poco tiempo. Esta es una de sus mayores ventajas, el tiempo que te ayuda a ganar a la hora de maquillarte. 

Otra de sus características es que es waterproof. Yo no lo denominaría así. Sí que dura y queda fijo pero se desmaquilla sin problemas con un desmaquillante y mejor si es de ojos y bifásico. Además, hay ocasiones en las que pruebas primero en tu mano para que salga el producto y después lo limpias con agua y no queda rastro. 

La punta fina no se deshilacha, el mío de momento se mantiene como el primer día, lo tengo desde hace un mes y lo he usado prácticamente todos los días. 

                                                         

A rasgos generales lo considero un buen producto de belleza, como con todo hay que pillarle el truco pero es bueno y ayuda a la hora de ahorrar tiempo. El único contra que le he encontrado es el no poder aplicar una segunda capa y tener que usarlo rápido antes de que se seque. 

Imagen principal | Instagram