Tu red social de moda y belleza Accede a más de 100.000 contenidos creados por influencers de todo el mundo

Patricia7691

Periodista y locutora. Redactora en Madaísh. “Mi dinero, donde pueda verlo: colgando en mi armario”. Labios rojos. Siempre.

4 peinados fáciles y rápidos en este vídeo de Dulceida

Peinarse puede parecer un acto que hacemos cada mañana como parte de nuestra morning routine de belleza, como algo sin más importancia. Pero ir siempre con el pelo igual, o el mismo peinado, suele cansar. Queremos cambiar, innovar, probar cosas nuevas, sin embargo, queremos que sea sin pasar antes por la peluquería.

Para ello, hemos encontrado este vídeo de la guapísima fashion blogger Aida Domenech, del blog Dulceida, que nos muestra cómo poder hacernos cuatro peinados distintos de manera rápida y sencilla. Ya no tienen excusa ni las fashionistas más perezosas para probar estos looks.

El primero de ellos es un sencillo alisado dándole un poco de forma a las puntas. Con tu plancha, desde medios hacia puntas haces un pequeño giro de muñeca y ¡listo! Una vez hecho esto en casi todos tus mechones, de distintos tamaños, al gusto, ya puedes ir a la oficina, con tus amigas, incluso de fiesta. Es el más versátil.

El segundo implica la utilización de tenacillas, si no tenéis, la plancha también sirve. Se trata de las famosas ondas al agua. Cogiendo mechones de distintos tamaños, mejor un poco anchos para no hacer rizos demasiado cerrados y que queden artificiales. Desde la raíz, ondulamos y luego agitamos la melena para que el pelo no quede apelmazado.

En tercer lugar, y partiendo de las ondas al agua, nos muestra un recogido. Con una cinta estrecha, a poder ser de goma que sujete toda la cabeza. La colocamos a lo Pocahontas y separamos el pelo en dos grandes mechones como si nos fuéramos a hacer dos coletas. De ahí, se coge uno de los mechones y se pasa por la cinta y se esconden las puntas. Repetimos con el otro mechón. Y adornamos al gusto dejando pequeños mechones sueltos.

Por último, otro recogido. Para este sólo se necesita una goma de pelo y algunas horquillas de moño. Con un peine se da volumen a la parte de atrás del pelo y se deja caer. Se hace una coleta, con volumen en la parte alta de la cabeza que hemos dado volumen anteriormente. Con el mismo peine, se carda la coleta. Cogemos toda la coleta, la giramos alrededor de la goma y con las horquillas sujetamos. Y ya tenemos nuestro moño deshecho con volumen.

Si quieres estar a la última y formar parte de la mayor red social de moda y belleza, ¡regístrate en Madaísh 

Imagen | Dulceida

Comentarios