maite nicuesa guelbenzu

Licenciada y Doctora en Filosofía. Experta en Coaching.

Cómo evitar gastar de más en rebajas

La cuesta del mes de enero marcada por los gastos extra de las fiestas de Navidad se aumenta con las tentaciones de las rebajas cuyos descuentos tan apetecibles pueden llevarte al deseo de renovar por completo tu armario sin tener en cuenta tu propio presupuesto. Por tanto, para evitar gastar de más en rebajas, lo más recomendable es que te fijes un presupuesto de gasto máximo y lo cumplas. ¿Qué otros consejos pueden ayudarte?

1. Elabora una lista de aquellas compras que quieres hacer. Durante las rebajas, conviene invertir en prendas que en temporada normal son más caras. Por ejemplo, un buen abrigo.

2. Dedica una mañana de sábado para poner en orden la ropa de tu armario. Deja la pereza de lado, pon música de fondo y disfruta del proceso ya que además, el orden externo también aumenta el bienestar interno.

3. Este orden en tu armario es básico para que visualices qué prendas tienes (seguro que descubres alguna blusa que ya ni recordabas que tenías). Además, también es un buen momento para hacer limpieza. Puedes llamar por teléfono a tu mejor amiga para que elija entre aquellas prendas que ya no utilizas y a las que puede sacar partido.

4. Busca inspiración en tus blogs de moda preferidos para crear looks a partir de las prendas que tienes actualmente en tu armario. Más cantidad de ropa no siempre es sinónimo de vestir mejor.

5. Organiza una tarde o dos de rebajas pero evita convertir la opción de salir de compras en un plan de amigas para pasar el rato en invierno. Además, también es recomendable pagar en efectivo para tener un buen control de los gastos.

6. Pruébate las prendas antes de comprarlas. Y si tienes alguna duda sobre si te favorecen o no, déjalas en la percha.

7. Puedes aprovechar los descuentos para comprar regalos a los amigos en rebajas y guardar las compras hasta la fecha de su cumpleaños.

8. Salir de tiendas y comprar no son dos conceptos que se relacionen obligatoriamente. Lo cierto es que es muy positivo que disfrutes de la libertad de salir a pasear por una zona comercial para ver escaparates (sin tener que comprar).

9. Antes de hacer una compra piensa en la utilidad que le vas a dar a esa prenda: ¿Combina fáicilmente con la ropa de tu armario?

10. Espera hasta la recta final de rebajas cuando los descuentos son todavía más espectaculares.