Tu red social de moda y belleza Accede a más de 100.000 contenidos creados por influencers de todo el mundo

maite nicuesa guelbenzu

Licenciada y Doctora en Filosofía. Experta en Coaching.

A priori, la Navidad parece un tiempo propicio para descansar, sin embargo, en la práctica te puedes encontrar con muchos obstáculos para lograr este objetivo de despedir el año con esta necesidad de reponerte de los esfuerzos del año. ¿Cómo descansar en Navidad?

  1. Es muy posible que tengas muchas propuestas de planes sociales y eventos. Los planes sociales pueden ser agotadores si no dosificas en tu agenda el nivel de compromisos. Intenta asistir a esos planes que realmente te apetece disfrutar con tus amigos.
  2. Ropa cómoda en los eventos navideños. Los looks navideños adquieren la importancia propia de los días señalados. Elige looks que te gusten pero priorizando, especialmente, el confort de sentirte bien en tu propia piel.
  3. Dormir hasta tarde durante el fin de semana. Después de un año madrugando durante tantos días, la Navidad es un buen momento para sentir el abrigo de las sábanas en los fríos días de invierno.
  4. Pospón los planes y proyectos personales para el próximo 2018. Centra tu energía existencial en cerrar el capítulo del 2017 viviendo el presente.
  5. Hacer un viaje. Esta es una posibilidad cada vez más frecuente. Muchas personas celebran algunos días de Navidad con la familia mientras despiden la Nochevieja en un nuevo destino. Por medio del viaje puedes desconectar de las ocupaciones diarias mientras recreas tus sentidos con los estímulos de arquitectura, arte, cultura, gastronomía y patrimonio de ese lugar.
  6. Personas nutritivas. Son aquellas personas con las que te sientes tan bien como cuando estás sola. ¡Déjate acompañar por esas personas durante estas fiestas porque el verdadero significado de la Navidad es la intimidad de los lazos de confianza!
  7. Planes en casa. Las bajas temperaturas convierten a los planes caseros en la mejor oferta de descanso. ¿Sabes qué es el nesting? Una nueva tendencia que se resume en estar en casa, disfrutando del placer cotidiano de lo sencillo. Por ejemplo, decorar el salón con adornos navideños, leer novelas, ver películas, escuchar música, preparar bizcochos caseros, dormir la siesta, envolver los regalos de Navidad… Durante la rutina cotidiana marcada por compromisos profesionales o académicos, es posible que no puedas estar en casa tanto como te gustaría. Sin embargo, la Navidad propicia este placer.

¿Cuáles son tus secretos para descansar en Navidad? El descanso es uno de los ingredientes necesarios para ser feliz en Navidad. Una forma agradable de despedir el año después de un año de proyectos, esfuerzos y tenacidad.

Comentarios