Tu red social de moda y belleza Accede a más de 100.000 contenidos creados por influencers de todo el mundo

daraquesadapadron

Colaboradora de contenidos en Madaísh // Me inspira Tumblr y las películas creepy de los 70. Escucho a Todd Rundgren, leo mucho Peanuts y me encantan los Reese's. Adoro a los animales sobre todas las cosas.

Iconos de estilo masculino

Hay iconos de estilo masculino que marcaron y siguen marcando la pauta a través del tiempo con su elegancia, personalidad y sobre todo carisma. Si damos un repaso a estas personalidades, veremos que cada una representa a un tipo diferente de masculinidad: algunos más complejos, cultos o polifacéticos, pero siempre chic y atemporales. Perpetúan una especie casi en extinción, el hombre dapper.

 

 

Steve McQueen es el rebelde y cool, y la elegancia personificada por su estilo sport classic; exhibía siempre impecable gabardinas, jerséis de punto, vaqueros, su mítica cazadora Harrington y sus inseparables Persol 714; looks simples pero efectivos. Es toda una leyenda viva de la moda, no en vano sus imágenes han sido objeto de exposición.

Michael Caine es el gran dandy británico. Hecho a sí mismo por su humilde procedencia familiar, su sencillez se traduce en clase. Con sus inseparables gafas de pasta negra, nadie lleva el tuxedo como él. Discreto y educado, es todo un mito que traspasa la pantalla. La clave quizás esté en sus propias palabras: I did everything. I ran my life exactly as I wanted to, all the time. I never listened to anybody.

Robert Redford es el casual chic. Perfectamente peinado,sus estilismos se componían principalmente de jeans, blazers, botines, pañuelos o corbatas de lana y gafas aviador de Ray-Ban, encarnando a la perfección el estilo casual americano de los 70. Siempre será un referente de estilo para todas las generaciones.

Sidney Poitier es el charm atemporal. Con sus impecables maneras e impoluto, tanto con traje negro slim, camisa blanca y corbata, como con outfits más relajados, representaba la elegancia off-duty. Todo un mito.

Jean-Luc Godard es el moderno. Su visión cool del cine se reflejó en su propia vestimenta; simplificaba sus looks a camisa y pantalón con corbata pero con un carácter muy personal y con su inseparable pipa y gafas de sol.

Marcello Mastroianni es el seductor. La sastrería italiana tuvo al mejor embajador cuando rodaba La dolce vita, el blanco y negro compone un look sencillo pero efectivo. ¿Sus accesorios timeless? Una corbata negra y unos mocasines de piel. Su encanto no pasará nunca de moda.

El duque de Windsor es el atrevido, el icono insospechado. El que estaba predestinado a reinar Inglaterra tenía fascinación por el mundo ecuestre, fue el encargado de flexibilizar el atuendo british adoptando un estilo excéntrico, atrevido y de una gran belleza, haciendo uso de trajes de tweed y combinando osadamente colores y estampados. Fue un auténtico revolucionario de la moda.

Terence Stamp es el dandi canalla. Uno de los hombres mejor vestidos de Londres, era cliente de la legendaria sastrería Mr Douglas Hayward, en Mayfair. Reservado, intenso, viril y femenino a partes iguales, sus estilismos bebían del Swinging London de los 60. Sus básicos consistían en americanas en tejidos british, polos, chelsea boots y denim on denim.

Mick Jagger es el andrógino. Su figura skinny de estrella del rock nunca ha sido un obstáculo para levantar pasiones. Conjuga perfectamente los colores y los prints. Camisetas ceñidas, americanas metalizadas y pitillos son los inseparables de este rebelde asiduo a las extravagancias.

Jarvis Cocker es el mito pop. El frontman de Pulp reinterpreta mil veces el estilo más desaliñado vs arreglado del britpop, haciendo un mix de rayas y cuadros, cardigans, trajes slim-fit en colores tierra, flequillo y gafas XL de pasta. ¿No os recuerda a las colecciones de Alessandro Michelle para Gucci?

 

Si quieres estar a la última y formar parte de la mayor red social de moda y belleza, ¡regístrate en Madaísh!

 

Imágenes I Pinterest

 

 

Comentarios