Mi YO ¡Extraviado!

 

Me fui a uno de esos viajes donde recorres los pasos dados y te encuentras con el yo que andaba extraviado.


Rumbo a Cartagena a mitad de camino me encontré a ese yo, les cuento, paso de todo, se revolvieron mis huracanes, se hicieron presentes los recuerdos, y una que otra lagrimita por hay se asomo. Se me quizo quebrar la noche con todo lo que camino en mi cabeza. Frente a una vista hermosa empece a meditar todo aquello que deambulaba dentro de mí, fue entonces, cuando decidí echarme el viajecito a mi pasado, lo sentí necesario.
Al primer paso tropecé con mi amiga de viaje, le converse lo que sucedía conmigo, ella sin pensarlo dos veces me sacudió, me dijo: "cuando uno quiere eliminar todo lo que contamina debe tirarlo al vacío, de hay no regresa nunca" Entonces me pare frente a la panorámica, bajo la luz de la luna, de fondo el sonido de las olas, y casi de inmediato me conecte con todo lo bonito del universo. De un momento a otro empece a soltar, empezaron a caer mis miedos, los resentimientos, descargue todo aquello que me traía cansada, y de un solo tirón lance al vacío todo lo que me impedía avanzar, el mar con su hermoso oleaje lo arrastro consigo.
Yo me sentí otra, llegue a mi presente con las parte que me faltaban, completa, sin rotos, sin cargas demás. Con todos los espacios limpios, energéticamente en paz, con todas las ganas del mundo de ir tras mis sueños, lista para avanzar. Traje conmigo las ganas de seguir siendo feliz, la voluntad de luchar por lo mío y no más!
Estos kilómetros los ame de ida y vuelta... Fueron tan precisos, tan fuertes, aterrizado, pero sobretodo, verdaderos, llenos de todo lo que quiero para mí.

Me dije: DAI MANJARRES todo lo que quieres de la vida esta a un paso de ¡SER! así que levántate, ponte los tacones para que los obstáculos no penetren tus pies, camina firme, porque tropezaras con muchas piedras, ponte divina y como toda una dama ve a pasos lentos, con cautela, pero con mucha precisión, segura de que cuando cruces la esquina de tus miedos encontraras eso que tanto la vida te a querido dar. Y bueno me lo prometí en la fantástica y he llegado a la perla a cumplírmelo todo.