agnesdeer

Directora de Contenidos en Madaísh // Colecciono cosas bonitas en mi Instagram. Adicta a los vestidos femeninos, zapatos masculinos y labios rojos. Madrileña de adopción, parisina de corazón. Feliz a tiempo completo.

¿Somos tontas las consumidoras de productos de belleza?

Como usuaria de productos de belleza, te habrás preguntado alguna vez si realmente funcionan al 100% o los anuncios que ves simplemente te están engañando. Hace poco leí que un estudio (de esos tan útiles que se hacen a menudo) había descubierto que la mayoría de mujeres creen que los anuncios de belleza están mintiendo. Y con razón: este estudio también encontró que productos que decían ser superiores a otros eran falsos y que la publicidad basada en “datos científicos” eran vagos y no demasiado concretos.

Me pareció muy interesante leer que la publicidad que mejor funcionaba eran las recomendaciones, ya que entendemos que, al menos, la persona que nos recomienda un producto lo hace libremente y con su opinión. Si publicidad está bien hecha (con bloggers, por ejemplo), puede ser muy efectiva ya que la compradora se ve reflejada en esta persona. Bueno, como mínimo, no caemos ante la publicidad más obvia, eso está genial.

Pero, ¿si realmente no nos creemos los anuncios por qué terminamos comprando los productos igualmente? ¿Reputación? ¿Curiosidad? ¿Consumismo feliz? ¿Esperanza? El estudio que me encantaría ver es una en el que las mujeres que hubiesen comprador ciertos productos, juzgaran luego su publicidad. Prometo que soy tan escéptica como las chicas del estudio pero mi baño está lleno de productos que están “científicamente probados”.  Por supuesto, me informo y si, después de usar algo, no creo que haya habido ningún cambio, no lo vuelvo a comprar.

Pero me da que la industria de la belleza juega con eso: no creo que haya habido ningún cambio. La mayoría de cosas que vienen en botes tendrán un efecto tan sutil que lo único que podemos esperar es “creer ver algo” realmente no podemos medirlo. Creo que la crema con retinol que utilizo me deja bien la piel, ¿pero lo sé de verdad? Realmente los anuncios de belleza “científica” no pretenden educarnos. Al final he llegado a la conclusión que lo único que hacen es introducir datos científicos para hacernos sentir lo suficientemente seguras de que funcionará para que compremos. ¿Tú qué crees?

 

Imágenes || Stylecaster