Tu red social de moda y belleza Accede a más de 100.000 contenidos creados por influencers de todo el mundo

agnesdeer

Directora de Contenidos en Madaísh // Colecciono cosas bonitas en mi Instagram. Adicta a los vestidos femeninos, zapatos masculinos y labios rojos. Madrileña de adopción, parisina de corazón. Feliz a tiempo completo.

10 maneras de combatir el estrés

Vivimos en un mundo en el que estar ocupado las 24 horas del día está glamurizado y en el que sentirse estresado es algo de lo que presumir. A ver, no me malinterpretéis, un poco de estrés, especialmente cuando está mezclado con los nervios de una gran reto es totalmente sano pero si tu estado diario es por defecto estar estresada, es hora de hacer algo.

Este post es una lista de consejos para calmar el estrés diario. No sientas que los tienes que hacer todos, escoge 1 o 2 y prueba durante una semana. ¡A ver cómo te sientes!

Allá vamos:

  1. Crea un ritual matinal. En vez de chequear tus emails y redes sociales inmediatamente justo al despertarte, empieza el día despacio, con un ritual matinal para establecer el tono del día y organizar tus pensamientos.
  2. Sé selectiva con la información que recibes. Una manera de bajar tu nivel de estrés es limitar la cantidad de información que consumes durante el día.
  3. Prioriza tu lista de cosas por hacer. Si trabajas todo el día, corres de una reunión a otra, mandas mail tras mail, pero al final del día te sientes como si no hubieses hecho nada, es hora de replantearte cómo estructuras tus días.
  4. Crea una zona de trabajo sin distracciones. Una vez hayas identificado tus tareas más importantes, concéntrate en ellas de verdad, sin distracciones y sin ir de una tarea a la otra todo el rato.
  5. Contesta emails en bloques. El email puede ser una ladrón de tiempo y una manera de evitar hacer lo que es realmente importante, así que es importante limitar el número de veces al día que chequeas tu correo y reservarlo para momentos de baja energía.
  6. Agrupa las tareas más pequeñas. Si te concentras en tus tareas más importantes al principio del día, por la tarde tendrás ya cosas menores que hacer.
  7. Protege tu tiempo libre. Si te apasiona tu trabajo, puede ser difícil desconectar, pero recuerda que, igual que tu cuerpo, tu cerebro necesita tiempo para recargarse después de una día largo para mantenerse sano y productivo.
  8. Aprende algo. Una de las maneras más gratificante de desestresarse durante la semana es aprender algo nuevo.
  9. Haz algo sólo para divertirte. En la cultura orientada a objetivos de hoy en día es fácil quedarse encallada en un ciclo de siempre estar persiguiendo algo, siempre estarse preparando para algo en futuro.
  10. Replantéate tu uso de las redes sociales. Sí, las redes sociales nos mantienen conectados pero también pueden ser una fuente enorme de estrés, envidia y presión social.

 

Imágenes || The Berry, Byrdie

Comentarios